Usted está aquí

El impacto del embarazo adolescente al futuro del Perú

 

¿Alguna vez te has preguntado que consecuencia socioeconómica tiene el embarazo adolescente en el Perú y cómo repercutirá en el futuro del país? 

 

>> DESCARGA LA PUBLICACIÓN DEL ESTUDIO

 

LIMA, PERÚ. - En nuestro país, 1 de 4 habitantes son adolescentes o jóvenes entre 10 y 24 años. Esta población es la base de un bono demográfico cuya ventana de oportunidad se cerrará en poco más de 20 años. Por lo tanto, la inversión efectiva en ellos es esencial para que tengan salud y educación de calidad, sean productivos y estén plenamente comprometidos con la ruptura del ciclo de la pobreza.

La población adolescente y joven del país y de la región enfrenta desafíos de desarrollo, agravados y profundizados por los efectos de la COVID-19. Dichos efectos han exacerbado la violencia de género, las brechas de acceso a salud y la carga y oportunidades de trabajo, sobre todo para las mujeres.

Frente a ello, dos de las principales situaciones que limitan la libertad de decisión de niñas y jóvenes son: el embarazo y la maternidad adolescente. Ambas son causa y consecuencia de la vulneración de sus derechos, constituyendo barreras para su desarrollo presente y futuro, y el de sus familias. 

“La maternidad temprana ocurrida en 2019 en Perú le cuesta aproximadamente medio millón de dólares mensuales al país".
- Hugo González, Representante del UNFPA en Perú

Consecuencias socioeconómicas del embarazo y la maternidad adolescente 

Plan International y UNFPA advierten que el embarazo y la maternidad en mujeres adolescentes contribuyen globalmente a la transmisión intergeneracional de la pobreza, la vulnerabilidad y la desigualdad de género. 

Desafortunadamente, el Perú no es ajeno a esta problemática: cada 8 minutos una adolescente entre 15 y 19 años tiene un parto en el Perú. Si bien se aprecia un decrecimiento sostenido de la Tasa Específica de Fecundidad en Adolescente en las últimas dos décadas (de 75 a 53 nacimientos por cada 1,000 mujeres entre 1996 y 2017-18), sigue siendo alta y su desglose revela la persistencia de severas inequidades. 

Las adolescentes embarazadas o que ya son madres tienen problemas para permanecer en la escuela y concluir su educación, con efectos negativos en su formación, en el desarrollo de habilidades y competencias psicosociales, en la posibilidad de acceder a oportunidades educativas y de trabajo futuras, en su autonomía y seguridad económica, y en su capacidad de participar en la vida política y pública. 

Por ello, las oficinas del país de Plan International y UNFPA presentaron los resultados del estudio Consecuencias socioeconómicas del embarazo y la maternidad adolescente en Perúcon el objetivo de contribuir a mejorar la comprensión de los beneficios económicos, sociales y de salud pública de invertir en la prevención del embarazo y la maternidad adolescente, así como a implementar políticas públicas en beneficio del desarrollo y los derechos de niñas y adolescentes.  

 

“La maternidad temprana ocurrida en 2019 en Perú le cuesta aproximadamente medio millón de dólares mensuales al país. No obstante, la maternidad adolescente ocurrida en el 2020, 2021 y los años subsiguientes seguirán sumando a esa cifra”, indicó Hugo Gonzales, Representante del Fondo de Población de las Naciones Unidas en Perú, durante la presentación del estudio. “Para inicios de 2022, ese costo podrá superar fácilmente el millón de dólares cada mes. Por lo tanto, el embarazo de niñas y adolescentes no es un asunto cuyas consecuencias únicamente afectan a las niñas y a sus familias, o siquiera que llama a un gobierno de turno para actuar, por el contrario, es un asunto que nos afecta y atañe a todos", concluyó.

 

El evento de presentación del estudio se llevó a cabo de el 27 de abril de 2021 para presentar la metodología utilizada y los resultados del estudio a partir de presentaciones de los expertos internacionales y nacionales, asimismo, se contó con un panel conformado por representantes del Ministerio de Salud, organizaciones internacionales, sociedad civil y un representante de organizaciones de líderes juveniles. Vuelve a ver la presentación del estudio:

 

 

>> DESCARGA LA PUBLICACIÓN DEL ESTUDIO

 

Datos clave:

  • Todos los días 4 niñas menores de 15 años tienen un parto en el Perú. Sus maternidades impuestas son producto del abuso sexual.
  • Cada hora 8 adolescentes entre 15 y 19 años tienen un parto en el Perú. Muchas de ellas son maternidades impuestas por su limitada autonomía corporal.
  • Cada 8 minutos una adolescente entre 15 y 19 años tiene un parto en el Perú.
  • 1 de cada 4 adolescentes entre 15 y 19 años del quintil más bajo de ingresos experimenta la maternidad temprana en contraste con 1 de cada 33 adolescentes del quintil más alto. La maternidad temprana profundiza la pobreza, las desigualdades sociales y económicas.
  • Las adolescentes entre 15 y 19 años que se auto-identifican como asháninkas, shipibo-konibo y awajún tienen el triple de ocurrencia de ser madres que aquellas que se auto-identifican con otros grupos étnicos.
  • El costo de oportunidad total asociado a la maternidad adolescente en Perú es igual a USD 460,455,089, equivalente al 0.2% del Producto Bruto Interno (PBI) del 2019.
  • La maternidad temprana nos cuesta 0,5 millones de dólares mensuales como país.